Alergia a La Proteína de la Leche de Vaca

Marzo 28, 2018

297
Facebook Twitter LinkedIn Google+ Pinterest WhatsApp
Copiar Enlace Tu navegador no soporta copiado automático, por favor selecciona y copia el enlace en la caja de texto, luego pégalo donde necesites.
La alergia a la proteína de leche de vaca es la principal alergia alimentaria en la población pediátrica de menor edad: recién nacidos y lactantes.

Una vez establecido el diagnóstico, el tratamiento de elección es la dieta de exclusión de leche y derivados de la leche. Aunque parezca sencillo formularla en la práctica es complicado cumplir estas indicaciones. El propósito es mostrar que se puede comer, que se debe evitar y que alternativas se pueden tomar ante la restricción de un alimento que tiene múltiples presentaciones gastronómicas y comerciales.

Quiero mostrar las recomendaciones nutricionales sobre alimentos que aportan vitaminas y minerales equivalentes a la leche.

Para hacer un diagnóstico se debe tener en cuenta los antecedentes familiares de alergia, de manera que cuando ambos padres los tienen presentes y en el mismo órgano, (rinitis por ejemplo), esta va a estar presente hasta en el 75% de sus hijos. Pero por el otro extremo se puede presentar hasta en el 15% de casos sin antecedentes familiares de alergia.

La ingestión de antibióticos durante el embarazo, la prematurez, el parto por cesárea, la administración de leches en polvo durante los primeros días de vida, la presencia de dermatitis alérgica y en especial de la costra láctea son factores que se asocian con las manifestaciones alérgicas intestinales. Se puede presentar alergia en lactantes alimentados exclusivamente al pecho materno en los casos de que la madre ingiera productos lácteos. La conducta en estos casos es promover la lactancia materna y suspender la ingestión de leche y derivados en la madre. Si hay sangrado digestivo en el bebe (proctocolitis), la suspensión de la leche puede tomar varios días antes de presentar una mejoría clínica. Si el lactante está tomando una formula con leche de vaca no se justifica cambiarla por leche de cabra u otro mamífero de corral. En estos casos tampoco sirven las formulas parcialmente hidrolizadas (conocidas como hipoalergénicas o confort). Se deben escoger formulas extensamente hidrolizadas que son efectivas en el 90% de los casos y aminoácidos libres en el 10% restante. Para loa pacientes de mayor edad (6 meses o más), existen muchos alimentos que contienen leche o que durante su preparación se contaminan con proteína de leche de vaca. EN ESTE CASO LA INFORMACION Y CAPACITACION DE LOS PADRES O ALIMENTADORES ES FUNDAMENTAL EN EL ÉXITO DEL TRATAMIENTO.

Las dietas deben ser recomendadas y formuladas por personal experto para prevenir deficiencias nutricionales. La madre puede encontrar productos ricos en calcio y otros nutrientes vitales que se encuentran en los productos lácteos. Se recomienda la suplementación de calcio a quienes realicen dieta de exclusión de leche: mamá (1000 mg/día) y niño/a (600-800 mg/día).

Dieta de exclusión

Alérgeno: proteínas de leche de vaca

No consumir productos lácteos ni alimentos derivados de Leche, lactosa, suero de leche (whey), hidrolizado de lactoalbumina. Fosfato de lactoalbumina, lactoglobulina, caseína, caseinato de magnesio, caseína sódica, caseína cálcica, crema agria o suero costeño. Crema dulce, yogur, quesos, cuajada, requesón, mantequilla, sabor artificial a mantequilla, manteca, nata, arequipe, helados, pre y probióticos derivados de la leche (lactobacilos), revisar la etiqueta de alimentos procesados.

La leche puede estar oculta en muchos alimentos, como por ejemplo en carne procesada, alimentos endulzados con azúcar morena, atún enlatado y chocolate. Colorante o esencia de caramelo. Flan, saborizantes y esencias artificiales y naturales tales como esencia de crema bávara, esencia de azúcar moreno, esencia de caramelo, esencia de crema de coco, aderezos y concentrados naturales para las carnes y las aves, agentes aglutinantes, rellenos, concentrados de huevo natural, pescado enlatado, papas condimentadas y saborisadas con queso crema y cebolla, totopos y nachos de maíz, papas fritas condimentadas. Margarina, todas las formas de leches incluyendo leche condensada, leche deshidratada, solidos de leche, leche evaporada, bajas o sin lactosa, leche malteada o en polvo.(Alpin, alpinito, Yogo-Yogo, Pediasure, Milo, Nesquik, etc.

Algunos quesos de soya pueden contener leche. La Bienestharina contiene 2% leche.

El pan, las galletas, pan de bono, pan de yuca, almojábana, roquillas, buñuelos.

Intacrem, cremora, embutidos (salchichas, jamones, carnes frías).

Si va a restaurante debe pedir comidas sencillas, y se debe preguntar del contenido de los alimentos. Evitar alimentos fritos y con cremas para rebosar. El aceite puede haber fritado antes alimentos con contenido lácteo. En los Bufets es frecuente la contaminación cruzada a través de los cubiertos usados para servir productos con contenido lácteo, esta contaminación cruzada también se ve en casa.


Alternativas nutricionales a la leche de vaca.

Proteína: Carne de res, ternera, pollo, pescado, pavo, cordero, conejo y huevo. Leguminosas como frijol, lenteja, garbanzo, alubias.

Cereales como el maíz, quinua, avena, cebada. Leches de soya o arroz.

Calcio: Fórmula hidrolizado extenso, verduras color verde obscuro, pescado

Magnesio: Nueces, frijoles, lentejas, cereales, pescado, mariscos, aguacate, frutos secos

Fósforo: Mariscos, carne de res, nueces, semillas, granos

Yodo: Sal yodada, mariscos, huevo

Vitamina A: Zanahoria, pimientos, mango

Vitamina B2: Nueces, semillas, carne, champiñones, espinaca

Vitamina B6: Semillas, nueces, pescado, carne de res, fruta seca, plátano

Vitamina B12: Mariscos, hígado, cereales, soya, carne roja, huevo

Vitamina D: Pescado, atún, salmón, yemas de huevo

Ácido pantoténico: Aguacate, brócoli, calabacitas, huevo, leguminosas, champiñones

Carbohidratos contenidos en harinas o féculas, azucares, miel (después del año) y cereales. Incluye arroz, papa, yuca, arracacha, ñame, plátano, guineo, maíz, trigo, pastas que no contengan huevo (Pastas Doria y la Muñeca). Postres casero, arepa, pan integral, francés y árabe.

Fibra incluye todas las frutas y verduras.

Grasas como aceite de maíz, canola, oliva y girasol. Se pueden ofrecer alimentos fritos como papas, patacón, pollo, empanadas.

Productos comerciales que no contienen leche:

Galletas Hit (Nestlé), galletas de dulce: macarenas, Dux, Sultanas Noel, Galletas Negras (cucas),

Plátano frito Maduritos

Bocadillo veleño

Dulces de fruta caseros: mora, fresa, papayuela, etc.

Margarina Astra

Harina de maíz marca PAN para arepas y empanadas

Si usted necesita que su niño reciba la atención médica de un gastroenterólogo pediátrico con la experiencia y excelente formación del Dr. Álvaro Mariño para atender cualquier problema de salud relacionado con alguna alergía a causa de le leche de vaca, haga clic aquí y solicite su consulta; él lo orientará acerca de todos los pormenores que debe conocer respecto al caso de su niño en particular, y le indicará el tratamiento que necesita. Comuníquese a nuestro número +57 1 2960597 o visite nuestra sección de contacto para enviarnos un mensaje, el cual estaremos respondiendo a la mayor brevedad posible.

El enlace ha sido copiado al portapapeles.
297
Facebook Twitter LinkedIn Google+ Pinterest WhatsApp
Copiar Enlace Tu navegador no soporta copiado automático, por favor selecciona y copia el enlace en la caja de texto, luego pégalo donde necesites.